En la Costanera, los vecinos de la ciudad disfrutaron de una tarde primaveral en pleno inverno

La semana arrancó con un intenso frío en la Tierra Colorada, sin embargo, llegado el “finde”, las temperaturas comenzaron a subir aceleradamente hasta alcanzar los 30°. Los posadeños aprovecharon estas condiciones y, respetando los protocolos sanitarios, coparon la Costanera de la Capital.


Lee las últimas noticias del coronavirus haciendo click aquí


Con el correr de los días y la responsabilidad social que fueron adquiriendo los distintos actores sociales en Posadas, se posibilitó la flexibilización de algunas actividades, las cuales volvieron a practicarse bajo un protocolo de bioseguridad.

 

 

Caminatas recreativas, deportes y paseos son algunas de las opciones de esparcimiento con las que cuentan desde hace algunas semanas los misioneros.

 

 

En Posadas particularmente, la Costanera –escenario predilecto para estas prácticas– tuvo un rol preponderante a la hora de que los vecinos decidieron salir de sus casa. Además, una tarde soleada y con una temperatura agradable, propició que los posadeños salgan a nutrirse con un poco de vitamina D.

 

 

Bajo la celosa pero para nada invasiva supervisión de la Policía de Misiones se garantizó el cumplimiento de las medidas exigidas tanto para las caminatas como cualquier otro deporte.

 

Afortunadamente, la sociedad misionera captó la importancia del rol individual a la hora de combatir al coronavirus, por ello se observó un gran acatamiento a los protocolos, lo cual a su vez, permite que la provincia siga avanzando en el camino de de una flexibilización gradual de la cuarentena.