“Cómo cercar una huerta sin gastar dinero”: la clase virtual de un niño de la chacra misionera que responde con el aprendizaje a la educación a distancia

Ricardo Pimentel es alumno de 4to grado de la Escuela Rural N°290, de Sección Séptima del municipio de Campo Viera. Esta semana grabó un video junto a sus padres y compartió lo aprendido en las clases a distancia que dicta el profesor José Kirilinko, del área  especial de Huerta Primaria. En la imagen, el niño demuestra el entusiasmo por los resultados obtenidos en su huerta familiar. Cómo él, hay cientos de niños y niñas en las zonas rurales de Misiones que responden a la experiencia de la educación a distancia por la cuarentena. “A pesar de las dificultades de la conectividad en las colonias y las limitaciones económicas, hay un gran compromiso de los padres y los chicos por aprender y cumplir con las consignas que desde la escuela se envían, en esta caso, es promover la cultura del trabajo y el cuidado del ambiente”, señala el docente.

 

Lo que buscamos es fomentar la cultura del trabajo. En cuarentena seguimos aprendiendo desde la casa. Como actividad escolar, los docentes enviamos contenidos y los alumnos lo realizan en sus casas con el apoyo y compromiso de toda la familia”, explicó el profesor de la escuela rural.

La realidad es que en las zonas rurales del interior de Misiones, las familias de los alumnos se enfrentan a muchas dificultades para acceder a la conectividad de internet o telefonía celular en las colonias de Campo Viera.



“Es complicada la señal en las chacras, muchas veces las familias rurales no tienen conectividad para comunicarse, no tienen una computadora en la casa o internet, y en el celular muchas veces tampoco tienen señal o crédito suficiente, lo que se dificulta para llevar adelante el aula virtual como uno quisiera. La modalidad de trabajo que logramos durante la cuarentena fue de enviar el material por Whatsapp, y los alumnos ven los mensajes o se bajan los materiales para realizar las prácticas o consignas escolares. Los niños y niñas, con el acompañamiento de sus padres, responden a la tarea cuando pueden”, explica Kirilinko a Misiones Online respecto a las limitaciones con las que se encuentran en lo cotidiano para las clases virtuales, sistema provincial instrumentado en el marco de la emergencia sanitaria en la provincia y el país por la pandemia de coronavirus.

 

El docente sostuvo que “se hace todo lo que se puede para mantenernos conectados en forma virtual con el grupo de alumnos y sus familias. No se logró en estas semanas sostener en el tiempo una comunicación cotidiana con todos. Logramos comunicarnos mejor vía whatsapp, pero no con todos los alumnos del grado porque es complicado, ya que no todos pueden comunicarse por esta herramienta del celular, o no todos disponen siempre de crédito en el celular o internet. Sucede muchas veces que en la colonia se tiene que salir a buscar las zonas más altas para recibir la señal de internet, y cuando al fin se conectan, bajan el material enviado para trabajar. Incluso muchos chicos suben arriba de los árboles hasta poder agarrar señal de internet”, describió el docente.

 

Una vez logrado el “desafío” de la “conectividad” en zonas rurales y revisada las novedades que desde la escuela se están enviando, las familias se disponen a realizar las consignas escolares. “Realmente hay mucho compromiso, pero están contentos, los chicos trabajan acompañados y aprenden en la casa”, asevera Kirilinko, quien también es productor rural, además de docente y funcionario municipal.

 

Como docente, expresó su satisfacción por las respuestas logradas, como se da en este caso con “Riki”, a quien se observa en el video que se expresa con entusiasmo y comparte los resultados obtenidos en la huerta familiar. “Finalmente se cumple el objetivo del proceso educativo, los niños comparten con su familia las actividades asignadas y van aprendiendo la cultura del trabajo. Trabajar con las huertas orgánicas, sobre toda las cosas, más allá de que vivan en las colonias, consideramos es el mensaje más importante. Queremos que crezcan conociendo las practicas saludables para las personas y el medio ambiente, cuidando el suelo”, expresó el docente.

 

 

 

En los dos videos compartidos – de muchos de los tantos grabados y compartidos-, se observa al alumno explicando cómo se puede «cerrar» la huerta para que otros animales de la granja no ingresen al área del cultivo dañando las plantitas: «Esto se puede hacer cercando con troncos finos de los árboles de la chacra. Como ven, se puede con las ramas proteger la huerta, y así impedir el ingreso de los chivos, y esto sin gastar dinero. Ni un solo centavo. A veces, no tenemos plata para comprar el tejido, pero con ramitas podemos hacer este trabajo, es muy efectivo. No tenemos que pensar que ante la falta de plata no podemos resolverlo, no hay que dejar de hacer el trabajo”, recomendó.

El alumno grabó los videos para mostrar el resultado del trabajo realizado y compartir lo aprendido. En un segundo video también explica cómo plantar “mudita” de repollos.

 


 

“A los alumnos les fui enviando las indicaciones para la huerta familiar, tienen varias consignas a trabajar y ellos van realizando como tarea en su chacra. Siempre, coordinando lo que se les pide con otros maestros de otras materias, para no superponer tareas. Las familias tienen sus ocupaciones en las chacras y les cuesta muchas veces acompañar al alumno. De a poco van respondiendo, pero ellos siguen las tareas con responsabilidad, entusiasmo y alegría”, asevera Kirilinko.

 

Cada día nos sorprende, felicitaciones Ricardo, me llena de alegría cuando ves que tú trabajo trae frutos! #MeQuedoEnCasa pero sigo aprendiendo!

 

«En forma virtual no es sencillo trabajar. En nuestro caso, nosotros como docentes decidimos enviar la tarea por Whatsapp. Muchos chicos no pueden acceder ni a eso, hacemos lo que podemos. A veces recurren algún vecino, algún hermano, cuando los padres salen a comprar algo y agarran señal, así se va trabajando”, remarcó el docente.

«Sin dudas, la realidad de Ricardo se multiplica por cientos niños de las chacras misioneras. El apoyo del docente y la familia es fundamental para aprovechar este tiempo de cuarentena y que los chicos sigan aprendiendo. La materia es Huerta Escolar, que desde hace muchos años lo llevamos adelante, inculcando la cultura del trabajo y aprender a comer sano, protegiendo el medio ambiente», indicó Kirilinko.

 

Reflexiones de Facundo Manes sobre la educación: “No hay ni habrá tecnología que reemplace al docente”

¿Qué es educar?, se pregunta el neurocientífico Facundo Manes. Los docentes están haciendo un gran trabajo en este contexto de cuarentena con la educación a distancia. Se pusieron al hombro el sistema de “educación virtual” a través de las herramientas de las tecnologías, pero en esta cuarentena obligatoria por la pandemia mundial del coronavirus quedó demostrado que no hay trabajo más importante que aquel que cumplen los docentes en la actualidad, que son los que promueven y guían el aprendizaje, son ejemplo, motivan e inspiran.

«Son la esperanza de un mejor futuro», sostiene el Dr. Manes. «Esa presencia del docente, esa inspiración y ese acompañamiento, es irremplazable. No hay ni habrá tecnología que pueda suplir ese rol. En la actualidad, el rol del docente ya no es más transmitir información, sino más bien su rol es el de motivar, guiar, ver cómo se extrapola nueva información con la información disponible. Tenemos que preguntarnos entonces qué significa educación en este nuevo mundo”, planteó el especialista durante su Facebook live este martes.

 

En su opinión, cuando se habla de la educación en la actualidad, “uno debe referirse a cuestiones ligadas con la identidad. Educación hoy es construir identidad. Es tener un propósito, es desarrollar la curiosidad, es tener una mente abierta sin prejuicios, es movilizar nuestros recursos cognitivos, emocionales y sociales para tomar una acción. Eso es hoy la educación”, expresó Manes.

Consideró, además, que la educación es “el arma más eficaz que tenemos para la mayor amenaza de nuestros tiempos, que es la ignorancia, las mentes cerradas, el prejuicio, el odio, la falta de empatía y el miedo”.

La  educación tendrá un “mix” con la tecnología, pero “el docente nunca será reemplazado, la educación a distancia se logra con la herramienta de la tecnología, pero nunca igualará a la complejidad de la creatividad, la empatía, de la compasión, del trabajo colectivo, que tiene nuestro cerebro”, concluyó el reconocido especialista durante habitual charla semanal con sus seguidores.

 

 

 

Por Patricia Escobar

The post “Cómo cercar una huerta sin gastar dinero”: la clase virtual de un niño de la chacra misionera que responde con el aprendizaje a la educación a distancia appeared first on MisionesOnline.